Homologación de estudios en España

Detalles sobre cómo hacer el expediente

El Ministerio de Educación de España ofrece todas las informaciones detalladamente en su propia página web, de forma muy organizada. El enlace es éste:

http://www.mecd.gob.es/servicios-al-ciudadano-mecd/catalogo/educacion/gestion-titulos

Básicamente, si el link se cambia (cosa ques es posible ya que el ministerio actualiza sus páginas y el enlace puede cambiar), tenemos que buscar  por la siguiente vía: Servicios al ciudadano / Educación / Gestión de títulos: expedición, acreditación, homologación, equivalencia, reconocimiento y convalidación.

Según el caso de cada uno, de aquí se descargan los modelos a completar: el modelo de solicitud, el volante de inscripción provisional, el modelo de tasa. Todos los formularios se pueden completar online y luego se imprimen, o bien se imprimen “en blanco” y se rellenan a mano. Ambas variantes están aceptadas.

Siempre, en cualquier oficina de registro, tenemos que  presentar dos ejemplares de solicitud: uno se queda unido al expediente, y el otro recibe el número de registro y lo guardamos para constancia. Podemos rellenar el modelo de solicitud, firmarlo y después hacer una fotocopia. Guardaremos la fotocopia con el sello y número del registro.

El impreso para la tasa se imprime desde el principio en tres ejemplares: uno para el solicitante, otro para la administración y el tercero para el banco donde se realiza el pago de la cantidad correspondiente. El impreso de tasa se genera automáticamente con un código único de barras y por eso no se puede copiar: si necesitamos otro impreso, hay que descargar un nuevo impreso.

Es muy importante precisar bien QUÉ SOLICITAMOS.

Es muy importante precisar bien QUÉ SOLICITAMOS. “Bien” quiere decir lo más adecuado: qué nivel corresponde en España con nuestros estudios que realizamos en otro país. Si no lo tenemos claro, lo mejor es preguntar directamente al servicio de atención al ciudadano del propio Ministerio. En Madrid, para los estudios universitarios, vamos a la sede del Ministerio de Educación de la calle de Los Madrazo  nº 15, y para bachillerato y otros estudios de nivel inferior, vamos a la calle de García de Paredes nº 65. La idea es buscar la Consejería de Educación de la comunidad autónoma donde vivimos.

Cada expediente está analizado de forma individual e independientemente de otras solicitudes. En el fondo, la homologación o convalidación de estudios supone la comparación entre los planes académicos que hemos seguido para obtener el título con los planes académicos de España para el mismo título (el que solicitamos). Cuando los dos planes académicos de estudios no coinciden en todo, el Ministerio puede imponer cursos y examenes de diferencia. La carta que recibimos en este caso es muy detallada y el plazo para cumplir es de hasta 4 años. La finalidad es obtener la homologación con todos los derechos profesionales.

Existe también la posibilidad de solicitar solamente la homologación académica de los estudios de licenciatura. Este tipo de homologación no confiere derechos profesionales junto con el título, pero nos permite acceder a puestos de trabajo o inscribirnos a examenes que requieren este nivel de estudios. Esto pasa cuando no podemos o no nos interesa trabajar en aquella profesión.

Los documentos que acompañan la solicitud tienen que respetar los requisitos generales en lo que se refiere a la legalización y la traducción.

Los documentos imprescindibles son el título cuya homologación se solicita y la certificación académica de los estudios realizados por el solicitante para la obtención del título cuya homologación se solicita. La presentación del plan de estudios detallado (con detalles sobre el contenido de las asignaturas) es opcional, pero recomendada en el caso de ciertas profesiones (por ejemplo medicina o derecho) y cuando el título se obtuvo muchos años atrás. El Ministerio puede solicitar incluso la acreditación de experiencia profesional. Este plan de studios detallado se presenta junto a la traducción simple al español.

No se exige ningún tipo de legalización para los documentos expedidos en Estados miembros de la Unión Europea o signatarios del Acuerdo sobre el Espacio Económico Europeo. Igualmente, se eximen de legalización los documentos expedidos por Suiza, por acuerdo bilateral con la Unión Europea.

Los documentos que provienen de otros países deberán ser legalizados según indica el mismo Ministerio:

http://www.mecd.gob.es/servicios-al-ciudadano-mecd/catalogo/general/educacion/051270/ficha/051270/convalidacion-no-univ/requisitos-generales.html

Los documentos de estudios que se presentan para la homologación siempre estarán acompañados de su traducción oficial al español. Lo recomendable es presentar la traducción jurada, realizada por un traductor jurado de España.

En la oficina del Registro, vamos a presentar los originales (títulos, expediente académico, traducciones, documentos de identidad) junto con las fotocopias de cada uno. Las fotocopias se compulsarán en el mismo Registro, que nos devuelve los originales. Cada traducción jurada incluye la copia del documento traducido, visada por el traductor: la copia de la traducción, la que luego se compulsará, incluirá esta copia que es parte integrante de la traducción.

En el caso de los estudios de nivel inferior, bachillerato, formación profesional o estudios no finalizados, podemos convalidarlos y luego podemos optar por continuarlos. Los que han abandonado la escuela prematuramente pueden solicitar la equivalencia de los cursos y luego completarlos. Para todo esto, hay que solicitar información en la Consejería de Educación de la comunidad autónoma donde residimos. Para la Comunidad de Madrid, hay que dirigirse a las oficinas de Gran Vía 20 o bien en la página web www.madrid.org. En dichas Consejerías encontramos información sobre los centros de estudios para finalizar los cursos hasta obtener el bachillerato o continuar con formación profesional en distintas especialidades, cada uno según su interés y posibilidades.